La uremia se produce por un trastorno en el funcionamiento del riñón.

 

La uremia es producida por fallos renales. Cuándo el riñón no realiza bien su función de eliminar los desechos, estos de concentran en la sangre y llevan a cabo diferentes trastornos por todo el cuerpo.

Se puede definir la uremia como la acumulación de productos tóxicos en la sangre y los problemas a los que da lugar dicha toxicidad. 

Los síntomas de dicho trastorno son:

  • Sangrado en la heces.
  • Vómitos y diarreas.
  • Fiebre.
  • Letargo o modorra.
  • Debilidad.
  • Confusión mental.
0

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.