Un car-cross es un coche diseñado para hacer las delicias de los amantes del motor.

Un car-cross es un nuevo vehículo especializado para su uso en terrenos difíciles en campo a través. Inicialmente, estaban destinado a las competiciones, aunque cada vez más se ha generalizado su uso para disfrutar de un rato agradable a nivel particular. Francia podría considerarse el centro neurálgico de este tipo de automóviles puesto que allí se encuentran algunos de los principales fabricantes del mundo. 

Su apariencia es similar a la de un pequeño “car”, puesto que su altura no es demasiado elevada para poder ir más cerca del suelo. La carrocería suele ser de fibra de vidrio para proteger al piloto de los posibles impactos, así como cuenta en la parte superior con un arco de seguridad. Las ruedas son bastante robustas, muy similares a las de los quads y alcanzaun peso aproximada de 300 kg. Por otra parte, en cuanto a sus características, se encuentran especificadas en el reglamento de esta disciplina deportiva. 

0

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.