Existen dos tipos de financiación del servicio telefónico móvil: el contrato pospago y la tarjeta prepago.

La telefonía móvil es actualmente el medio de comunicación interpersonal más utilizado en el mundo junto al World Wide Web. Los medios de financiación del servicio de telefonía móvil son principalmente dos: la tarjeta prepago y el contrato.

La tarjeta prepago nos da derecho a adquirir un número de teléfono y hacer uso del servicio. La financiación, como bien indica el nombre, se realiza antes del disfrute del servicio. Se recarga el saldo de la tarjeta con una determinada cantidad económica, y el usuario puede disfrutar del servicio hasta que se agote lo que inicialmente ha invertido.

En el contrato de telefonía móvil la financiación es pospago, es decir, el usuario abona cada mes la cantidad económica equivalente al uso exacto que ha tenido durante todo este periodo.

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.