El salmorejo es un plato típico que, como todos, su receta depende de quien lo haga, pero que al final el resultado es prácticamente el mismo.

Para hacer un buen salmorejo necesitamos (las medidas son aproximadas): 1 kilo de tomates, 200 gramos de pan del día anterior, un par de dientes de ajo, sal, vinagre de vino de Jerez y un vaso de aceite de oliva.

Ponemos el pan en un recipiente, los dientes de ajo, los tomates ya pelados, sal, un chorro de vinagre, y el aceite de oliva, y mezclamos con la batidora hasta conseguir una pasta fina. Si lo queremos más espeso habrá que añadir más pan.

El salmorejo se sirve frío, con un chorrito de aceite de oliva. Lo podemos acompañar con taquitos de jamón y huevo duro, con unas rebanadas de pan frito, con unas lonchas de bacalao ahumado, con palitos de berenjenas fritas,…

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.