Los recursos hospitalarios aumentan, pero la población también asciende.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos de la República Argentina, en colaboración con la Dirección de Estadísticas e Información de la Salud (DEIS) del Ministerio de la Salud y Ambiente de la Nación, elabora informes de los recursos hospitalarios. Uno de estos documentos analiza el número de establecimientos del subsector oficial y el promedio de camas disponibles. Los datos por sí solos, nos detallan un aumento del número de hospitales y camas en el país.

En 1994, existían un total de 6.140 establecimientos (con y sin capacidad de internación), y se registró un promedio de 70.615 camas disponibles. Diez años después, existían ya 8.000 hospitales en el país y se registra un promedio de 78.057 camas. Por separado, los datos presentan un aumento, y por tanto podrían parecer positivos.

Sin embargo la realidad es distinta, ya que si los recursos aumentan y la población se mantuviera, el rendimiento sería factible. Pero, en 1994 la población argentina era de 32,498 millones de habitantes, y en 2004, ya se registraban 38,372 millones de personas. Si dividimos el promedio de camas disponibles entre el número de habitantes, apreciamos la diferencia. En 1994, el ratio es de 0.00215 camas/habitante y en 2004, el ratio es de 0,00203.

Como vemos, los recursos hospitalarios son insuficientes para el total de la población del país, y la tendencia en años posteriores continúa siendo a la baja.

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.