Si acabáis de ser padres seguro que esta es una pregunta que se os viene a la cabeza de vez en cuando. En este manual te damos la respuesta.

Los primeros dientes del bebé surgen entre el quinto y el octavo mes. Aunque este tiempo es completamente orientativo, pues a algunos bebés pueden salirle los primeros dientes antes del quinto mes y a otros, después del primer año de vida. De hecho, aunque no es un caso habitual, existen bebés que nacen con dientes. Los dientes que ya están presentes en el bebé desde su nacimiento se conocen como “dientes natales” y, si estos dientes aparecen durante el primer mes de vida, se llaman “dientes neonatales”. En el resto de casos, los llamamos “dientes de leche”, pues durante la infancia se caerán para dar paso a los dientes definitivos.

 

¿Cómo sabemos que a nuestro bebé le están saliendo los dientes? Notaremos que la salivación ha aumentado bastante y, si nos fijamos con cuidado, veremos que las encías están un poco inflamadas y más rojas de lo normal.

Los dientes que primero se desarrollan son los incisivos inferiores, los dos dientes centrales, y uno o dos meses después salen los incisivos superiores, los dos dientes centrales superiores, también conocidos como “paletas”. Con estos primeros dientes el bebé ya podrá empezar a morder y a triturar la comida.

 

La salida de los primeros dientes es dolorosa o, al menos, bastante molesta, por eso, para aliviar al bebé podemos hacer uso de mordedores fríos y de comidas frías y blandas, como la fruta.

 

En el primer año lo normal es que el bebé ya tenga los ochos incisivos, los molares, también conocidos como muelas, vendrán más tarde.  

 

Imagen: paparutzi.

0

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.