“El Rocío” es una de las peregrinaciones marianas más importantes del mundo. El objetivo final es acercarse y tocar a la Virgen del Rocío, conocida como la Blanca Paloma.

La ermita de la Virgen del Rocío se sitúa en la aldea de El Rocío, perteneciente a la localidad onubense de Almonte. La devoción por la Blanca Paloma reúne cada año a miles de fieles que, bien a pie, con carretas, a caballo o en cualquier tipo de vehículo, peregrinan juntos para tocar a la patrona.

“El camino” se realiza en tiempo de Pentecostés, cincuenta días después de la celebración de la Semana Santa. Suele coincidir con la primavera, estación que permite aunar devoción con fiesta, pues durante el camino es tradicional escuchar y bailar sevillanas, mientras se come y bebe a modo de romería.

Existen cuatro caminos principales:

-    Camino de Sanlúcar: atraviesa el Parque Nacional de Doñana y une la desembocadura del río Guadalquivir con la aldea de “El Rocio”.

-    Camino de los llanos: es el camino más antiguo. Parte desde Almonte.

-    Camino de Moguer: parte desde Huelva.

-    Camino sevillano: atraviesa lugares como Gelo, Marlo, El Quema, Villamanrique de la Condesa, Raya Real, Palacio y el Abolí.

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.