Es lógico que el marketing se haya apuntado también al mundo de los smartphones, y es que brindan un sinfín de nuevas posibilidades a la estrategia de comunicación de una empresa.

¿Quién no tiene hoy un smartphone? Como empresa, ya sea grande o pequeña, es vital que nos adaptemos a este nuevo panorama. Ahora nuestros clientes no solo reciben nuestros impactos publicitarios cada vez que encienden la televisión, la radio o el ordenador o leen la prensa, no, ahora nuestros clientes están permanente conectados a través de su dispositivo móvil. Y los cambios se producen de forma constante y acelerada, lo que exige una replanificación permanente de nuestras estrategias de marketing.

El primer paso para empezar con buen pie en el marketing móvil es optimizar nuestra web para la navegación desde dispositivos móviles. La mejor opción es optar por un diseño simple y limpio, haciendo uso de colores planos y tipografías fáciles de leer, hemos de tener en cuenta que la web tiene que tener un diseño atractivo para pantallas muy pequeñas. Es importante que la información de contacto esté visible, por ello, no os olvidéis de incluir el nombre de vuestra empresa en la parte superior y en la url, además de insertar una pestaña de contacto.

 

Para implementar estos cambios de forma fácil podemos servirnos del responsive design, un diseño web que cambia automáticamente y reordena todos los elementos de la web al cambiar el tamaño de la pantalla.

 

También podemos lanzar una aplicación de nuestra empresa, pero que no debe limitarse a ser una extensión de nuestra web corporativa, sino que debe ofrecer contenido único para justificar que nuestros clientes la descarguen en lugar de acceder a nuestra web mediante su navegador, por ejemplo, podemos ofrecer ofertas o promociones exclusivas.

 

Otra posibilidad interesante del marketing móvil es la localización de nuestros clientes, podremos ofrecerles anuncios en función de su ubicación, fomentando la personalización de la oferta y, por lo tanto, la probabilidad de compra.

 

Y, por último, es fundamental que tengamos presencia en las redes sociales mayoritarias. Ya era importante cuando solo nos conectábamos a ellas a través del ordenador, ahora mucho más, pues el uso de las redes sociales se ha disparado con los smartphones.

 

Subirnos como empresa al carro del marketing móvil es una gran oportunidad para aumentar nuestro alcance, nuestra reputación y la fidelidad de nuestros clientes.  

 

Imagen: Ed-meister.

0

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.