La exclusiva historia de Tiffany se remonta al año 1837.

Los diamantes de Tiffany, la joyería situada en la Quinta Avenida de Manhattan (Nueva York), se popularizaron como símbolo de la clase y del glamour a partir del estreno mundial del largometraje Desayuno con diamantes (Breakfast at Tiffany´s) protagonizado por Audrey Hepburn y George Peppard. Pero, ¿cuál es su historia y quienes la crearon?

Sus orígenes se sitúan en torno al año 1837, cuando Charles Lewis Tiffany y el marido de su hermana, John B. Young fundaron una compañía dedicada a la venta de artículos de lujo y de papelería que bautizaron como Tiffany & Young. Desde sus inicios, el color seleccionado, que patentaron posteriormente y que se convirtió en el símbolo de la firma, fue el color azul de la cáscara de los huevos de un pájaro llamado petirrojo. 

En 1848, sería cuando Charles Lewis (apodado “El Rey de Diamantes”) diseñó el famoso anillo de compromiso con un diamante en el centro que recibe luz por todas sus caras. Más tarde, en 1853, la compañía paso en exclusiva a manos de Charles, que cambió su nombre por el de Tiffany & Co; y en 1887 adquirió los diamantes de la corona francesa. Tras su muerte, dejó un gran legado a su hijo Louis Comfort Tiffany; creador de grandes obras entre las que se encuentra el telón del Palacio de Bellas Artes de México

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.