El ingrediente principal son las espinacas.

En una sartén rehogamos con un poco de aceite de oliva ajo muy picado. Incorporamos 250 gr. de espinacas, pueden ser frescas o ya descongeladas, 100 gr. de pasas y un poquito de sal.

Sobre la placa del horno que vayamos a utilizar colocamos papel de horno y ponemos masa de hojaldre (la podemos encontrar en cualquier supermercado). Vertemos encima del hojaldre la mezcla de las espinacas.

Troceamos 130 gr. de queso de Burgos, mozarella, gruyere, roquefort, el que más nos guste o varios tipos distintos, y los ponemos sobre las espinacas.

Encima del queso ponemos 125 gr. de jamón cortado en tiras no muy pequeñas.

Batimos 3 huevos, los echamos por encima reservando un poquito, y tapamos con otra capa de hojaldre. Doblamos los bordes para que no se salga nada y pincelamos con el huevo batido que nos queda.

Hacemos un agujero en el medio de la empanada con la punta del cuchillo, para que pueda salir el vapor.

Metemos en el horno precalentado a 200 grados unos 30-40 minutos, hasta que veamos que está dorada.

1

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.