Si tienes ganas de probar el refresco americano por excelencia, aquí tienes la receta.

Seguro que has visto en películas y series a la típica madre americana sacar de la nevera una jarra helada llena de , se trata de ice tea, una receta casi tradicional de Estados Unidos. Un refresco delicioso y cargado de antioxidantes que no puede ser más sencillo de preparar.

 

 

 

Ingredientes

 

1 l. de agua

100 g. de azúcar

Corteza de medio limón

200 ml. de zumo de limón, colado y sin pulpa

4 bolsitas de earl grey tea o 4 cucharadas soperas de earl grey tea

 

Preparación

 

1. Vamos a preparar un sirope a  base de agua y azúcar. Para ello, pon en un cazo 200 ml. de agua, junto a la corteza del limón y los 200 g. de azúcar y caliéntalo durante 10 min. a fuego lento. Déjalo enfriar.

 

2. Calienta el resto del agua a fuego fuerte y, cuando empiece a humear, retírala del fuego e infusiona en ella las bolsitas de té o las hojas de té durante dos o tres minutos. Cuanto más tiempo lo dejes, más amargo estará el té. Cuélalo si es necesario y déjalo enfriar también.

 

3. Mezcla todo: el sirope, el té y el zumo de limón, y mételo en la nevera durante al menos 4 horas.

 

4. Sírvelo con cubitos de hielo y una rodaja de limón en vasos altos y ¡a disfrutar!

 

Imagen: TheCulinaryGeek.

0

¡Deja tu comentario!

Usamos cookies para mejorar, analizar las conexiones y mostrar publicidad. Si continuas, aceptas su uso. Más info aquí.